Más que un gran helicóptero

Rumbo al futuro

Un objetivo, una visión.

Lee

Este verano disfruta

Amistades peligrosas

Informe especial
Click aquí
31 de Mayo

 

A Fondo
Click aquí
La región donde más crece la problación

 

Print E-mail

[ Avance del Padrón municipal a 1 de enero de 2011 ]

 

La región donde más crece la población

Hoy residen en Castilla-La Mancha 15.133 personas más que el año pasado, una cifra que nos convierte, de nuevo, en la Comunidad Autónoma donde más crece la población en términos relativos. En 2011 vivimos en Castilla-La Mancha más de 2.100.000 personas, el 11 por ciento de nacionalidad extranjera. En nuestra región, al contrario de lo que pasa en el resto de España, hay más hombres que mujeres y más de 207.000 nacidos en la Comunidad de Madrid trasladan aquí su lugar de residencia. Así somos los hombres y mujeres de Castilla-La Mancha.

Quienes aún no han cumplido los 10 años de edad suponen más del 10 por ciento de la población total que contabilizamos en nuestra Comunidad Autónoma.

Foto: Roberto Carmona

 

Un total de 2.113.506 personas estamos empadronadas en Castilla-La Mancha, la Comunidad Autónoma, junto con Navarra, que registra el mayor aumento de la población en el último año en términos relativos: un 0,7 por ciento. Respecto a los datos de 2010, hoy hay 15.133 personas más empadronadas en la Comunidad Autónoma. En la región viven 231.810 personas de nacionalidad extranjera, el 11 por ciento del total de censados, lo que significa un incremento en 2.256 ciudadanos y un punto menos que la media española, que es del 12 por ciento.

Según los datos del avance del Padrón municipal a 1 de enero de 2011, la población empadronada en España alcanza las 47.150.819 personas, aumentando en un 0,3 por ciento (129.788 personas), respecto a los datos de 2010. De ese total, 41.420.152 tienen nacionalidad española y 5.730.667 son extranjeros, lo que representa el 12,2 por ciento del total de inscritos en el padrón.

En España, durante el año 2010 el número de españoles empadronados experimentó un aumento neto de 146.855 personas, un 0,4 por ciento, mientras que la cifra de extranjeros descendió en 17.067, un -0,3 por ciento. Lo curioso es que entre los extranjeros, los pertenecientes a la Unión Europea de los 27 se incrementaron en 42.319, hasta sumar un total de 2.392.491 personas, mientras que los extranjeros no comunitarios se redujeron en 59.386 personas en todo el país, situándose en 3.338.176.
 

La población por sexo y lugar de nacimiento


En España el 50,7 por ciento de las personas empadronadas son mujeres y el 49,3 por ciento son varones. Concretamente, de los 41.420.152 empadronados en España a 1 de enero de este año, 21.142.294 eran mujeres y 20.277.858 eran varones. Entre los españoles hay más mujeres (51 por ciento), mientras que entre los extranjeros hay más hombres (52,2 por ciento). De los 5.730.667 extranjeros empadronados en nuestro país, 2.989.606 son hombres y 2.741.061 son mujeres.
Respecto a los datos de Castilla-La Mancha, de las 2.113.506 personas registradas, 1.065.940 son varones y 1.047.566 son mujeres. Por provincias, 402.171 personas residen en Albacete (201.330 hombres y 200.841 mujeres), 529.843 son de Ciudad Real (263.947 varones y 265.896 mujeres). En Cuenca están empadronados 110.857 varones y 107.874 mujeres, que suman 218.731 ciudadanos; mientras que en Guadalajara el avance del padrón municipal dice que hay 256.394 habitantes, 131.519 hombres y 124.875 mujeres. Toledo es la provincia más poblada de Castilla-La Mancha, ya que aporta 706.367 empadronados a la lista: 358.287 hombres y 348.080 mujeres.

 

En España el 50,7 por ciento de las personas empadronadas son mujeres y el 49,3 por ciento son varones. En Castilla-La Mancha, de las 2.113.506 personas empadronadas, 1.065.940 son varones y 1.047.566 son mujeres.

 


En Castilla-La Mancha, el grupo de población más numeroso es el que hoy tiene entre 30 y 34 años, que suman 178.808 personas.

Foto: Roberto Carmona

 

En función de su lugar de nacimiento, de los más de dos millones de castellano-manchegos inscritos en las listas del Padrón municipal a 1 de enero del presente año, 1.490.459 han nacido en Castilla-La Mancha. De entre el resto de Comunidades Autónomas españolas, la que más ciudadanos ha aportado a Castilla-La Mancha es Madrid, donde han nacido 207.731 empadronados en la región, seguida de Andalucía, donde han nacido 39.280 personas que hoy viven en Castilla-La Mancha.
 

La pirámide de población es una forma gráfica de representar la edad de un determinado país o región.

Foto: Roberto Carmona

 

Un total de 28.085 empadronados hoy en la región nacieron en Extremadura, 25.947 en Castilla y León, y 24.306 en la Comunidad Valenciana. Cerrando la lista de las cinco primeras posiciones está Cataluña, Comunidad de nacimiento de 15.923 personas que hoy residen en nuestra tierra. Además, un total de 244.518 personas empadronadas en nuestra región han nacido en el extranjero, 131.263 varones y 113.255 mujeres.

 

El hecho de cada vez más personas elijan esta región para vivir está relacionado con una mejor calidad de los servicios públicos como la sanidad, los servicios sociales o la educación.

Foto: Pepe J. Galanes

 

De entre todas las Comunidades Autónomas españolas, la que más ciudadanos ha aportado a Castilla-La Mancha es Madrid, donde han nacido 207.731 empadronados hoy en la región.

 

La población extranjera


Castilla-La Mancha no se encuentra entre las comunidades con mayor número de extranjeros, ya que mientras este grupo de población regional alcanza el 11 por ciento del total, la proporción sobre el total de la población residente en España se sitúa en el 12,2 por ciento.

En toda España hay 5.730.667 personas de otra nacionalidad, una cifra que a 1 de enero de 2010 era de 5.747.734 personas. Por tanto, hoy contamos con 17.067 extranjeros menos en nuestro país, lo que supone una variación relativa del -0,3.

Las regiones españolas con más ciudadanos de nacionalidad extranjera son las Islas Baleares (21,8 por ciento), la Comunidad Valenciana (17,2 por ciento) y la Comunidad de Madrid y la Región de Murcia (ambas con el 16,4 por ciento del total). Del otro lado, las regiones que cuentan con menos población extranjera son Extremadura (3,7 por ciento), Galicia (3,9 por ciento) y Principado de Asturias (4,7 por ciento).

Los datos del padrón a 1 de enero de 2011 dicen que en nuestra Comunidad Autónoma hay 213.810 ciudadanos extranjeros, 126.187 hombres y 105.623 mujeres. En función de cómo están distribuídos por provincias, Toledo es la que concentra mayor número de población extranjera, con 84.991 personas, seguida de Ciudad Real, con 45.423, Albacete con 31.954 y Guadalajara con 40.399. Así, Cuenca es la provincia que suma menos población extranjera: 29.043 personas.

 

El grupo de castellano-manchegos que se encuentran entre los 20 y 29 años representan el 11,54 por ciento del total de ciudadanos de la región.

Foto: Luís S. Vizcaíno

 

De los más de 231.000 extranjeros empadronados en la Comunidad Autónoma, cerca de la mitad, 100.018, son de nacionalidad rumana, mientras que 35.344 son marroquíes y hay 12.443 ecuatorianos y 11.873 colombianos. Los búlgaros, que suman 8.433 ciudadanos, son el quinto grupo de extranjeros más numeroso en Castilla-La Mancha.

En el conjunto de España sucede algo similar, puesto que los extranjeros residentes en España pertenecientes a la Unión Europea de los 27 suman 2.392.491 y, dentro de este grupo poblacional, los más numerosos son los rumanos, que suman en toda España 864.278 ciudadanos. Entre los extranjeros no comunitarios, los ciudadanos marroquíes son, al igual que en nuestra región, los más numerosos, sumando 769.920. Los ecuatorianos alcanzan los 359.076 y los colombianos 271.773.
 

Los avances médicos, la calidad de vida que proporciona el estado del bienestar y el hecho de tener las necesidades básicas cubiertas contribuyen a que las nuevas generaciones alcancen una mayor esperanza de vida.

Foto: Luís S. Vizcaíno

 

En nuestro país, los ciudadanos rumanos son los que más aumentan en 2010, en más de 33.000 personas. Otros incrementos importantes se registran entre marroquíes, pakistaníes y chinos. Por el contrario, los mayores descensos se producen entre los ecuatorianos (con 40.510 menos), los colombianos (20.868 menos) y los bolivianos (que descienden en 15.274).
 

Nuestra pirámide de población


La pirámide de población es una forma gráfica de representar la edad de un determinado país o región. Cada grupo poblacional representado en la pirámide aglutina a los miembros cuyas edades se diferencian como máximo en cinco años. Como es lógico, cuanto más elevada sea la edad de cada una de estas generaciones, un mayor número de sus miembros habrá ya fallecido, por lo que podríamos esperar que a medida que la pirámide va ganando en altura, si ponemos en la base a los ciudadanos de 0 a 4 años y en lo más alto a los de mayor edad, el dibujo se va estrechando.

 

Los datos del padrón a 1 de enero de 2011 dicen que en nuestra Comunidad Autónoma hay 213.810 ciudadanos extranjeros, 126.187 hombres y 105.623 mujeres. Suponen el 11 por ciento del total.

 

Un total de 2.113.506 personas están empadronadas en Castilla-La Mancha según datos del padrón municipal de 2011.

Foto: Luís S. Vizcaíno

 

Esto ocurre en las pirámides poblacionales de los países en vías de desarrollo. Sin embargo, en las zonas del mundo más desarrolladas el dibujo piramidal suele tener su parte más ancha en el centro y tiende a una forma rectangular. Los avances médicos, la calidad de vida que proporciona el estado del bienestar y el hecho de tener las necesidades básicas cubiertas provocan que las pirámides de zonas desarrolladas, como nuestra región, se aproximen a una forma rectangular, donde todas las generaciones tienen un tamaño similar e incluso se llega a pirámides invertidas, en las que los grupos de edad avanzados suman más personas que las generaciones de menor edad.

En Castilla-La Mancha, el grupo de población más numeroso es el que hoy tiene entre 30 y 34 años, que suma 178.808 personas, seguido de quienes tienen entre 35 y 39 años, con 174.931 hombres y mujeres. El hecho de que estos dos grupos poblacionales sean los más numerosos tal vez responde al hecho de que estas personas fueron los protagonistas del gran crecimiento demográfico, denominado “baby boom”, que se vivió en toda España a finales de los años 70 y principios de los 80.

Los que les siguen en edad y tienen entre 40 y 44 años son el tercer grupo de población más numeroso, ya que suman 169.411. Y los que tienen entre 45 y 49 años aglutinan a 158.667 personas. Si plasmamos estas cifras en un dibujo, vemos que los que tienen entre 30 y 49 años suman el 32,25 por ciento del total de la población castellano-manchega.

 

En Castilla-La Mancha, de las 2.113.506 personas empadronadas, 1.065.940 son varones y 1.047.566 son mujeres.

Foto: Luís S. Vizcaíno

 

Quienes hoy tienen entre 25 y 29 años alcanzan los 151.707 y se convierten en el quinto grupo de población más numeroso, si hacemos la clasificación por edades. A éstos les siguen los que tienen entre 50 y 54 años (137.661), mientras que los que cuentan entre 20 y 24 años suman 130.405. Los que se encuentran entre los 20 y los 29 años representan el 11,54 por ciento del total de ciudadanos de Castilla-La Mancha.

Llama la atención el hecho de que los niños y niñas que hoy tienen entre cero y cuatro años sumen 111.285, convirtiéndose en el noveno grupo más numeroso, seguido de quienes suman entre cinco y nueve años: 107.992. En total, quienes aún no han cumplido los 10 años de edad suponen más del 10 por ciento de la población total que contabilizamos en Castilla-La Mancha.

Al otro lado de la balanza, en Castilla-La Mancha contabilizamos 16.567 hombres y mujeres que tienen entre 90 y 99 años, lo que supone el 0,7 por ciento de la población total de la región. Como curiosidad, hay muchas más mujeres que hombres en este avanzado grupo de edad: 11.576 féminas por 4.991 varones. Asimismo, en Castilla-La Mancha viven, a 1 de enero de 2011 y según los datos del Padrón municipal, 475 personas con 100 y más años.

 

En Castilla-La Mancha, de las 2.113.506 personas empadronadas, 1.065.940 son varones y 1.047.566 son mujeres.

Foto: Luís S. Vizcaíno

 

Una buena región para vivir


El incremento de población dado a conocer por el Instituto Nacional de Estadística (INE) es visto con buenos ojos desde el Gobierno regional. Castilla-La Mancha es una región que cada vez más gente elije como lugar de residencia, para quedarse a vivir.

Esta realidad está en parte motivada por el hecho de que parte de la población que vive en la Comunidad de Madrid prefiere venirse a Castilla-La Mancha, por la mejor calidad de los servicios esenciales, como la educación, la sanidad o los servicios sociales.