Más que un gran helicóptero

Rumbo al futuro

Un objetivo, una visión.

Lee

Este verano disfruta

Amistades peligrosas

Print E-mail

La Universidad es clave en el desarrollo regional

 

Cuando a principios de la década de los ochenta se aprobó el decreto de creación de la Universidad de Castilla-La Mancha, muy pocos creían que una institución de estas características pudiera tener futuro en esta tierra. Veinte años después, la realidad nos confirma el éxito y aceptación de un proyecto político, académico y social que ha logrado una gran implantación en nuestra Comunidad Autónoma.



Con una configuración singular con un sistema multicampus, la Universidad regional a lo largo de este tiempo ha conseguido consolidarse en la propia comunidad y conseguir a la vez una proyeccción exterior que la hace estar entre las universidades más valoradas y reconocidas .En este curso académico los miles de jóvenes que están matriculados pueden estudiar 60 titulaciones diferentes, 42 de grado superior y 18 de postgrado, en los 37 centros que actualmente se encuentran funcionando.



La puesta en marcha de la Universidad ha supuesto que miles de alumnos que deberían salir fuera de sus respectivos lugares de residencia para cursar estudios universitarios, - con el consiguiente perjuicio económico y afectivo para las familias- puedan formarse y preparase profesionalmente en su misma Comunidad Autónoma. Que puedan participar en proyectos de investigación que beneficiarán a Castilla-La Mancha, que hagan prácticas en empresas ubicadas aquí, y que finalmente tengan la oportunidad de desarrollar sus conocimientos educativos en la propia región.



Pero también es necesario subrayar el impulso que ha dado a la modernización de las ciudades donde se encuentran situados los diferentes campus universitarios. La creación de nuevas infraestructuras con instalaciones de diseño vanguardista que sirven para albergar las distintas facultades y espacios de uso polivalente, se ha combinado con la rehabilitación de antiguos edificios que han generado más actividad en las ciudades que acogen los centros universitarios. Esta es ahora la realidad de la Universidad de Castilla-La Mancha ,una institución a la que el Gobierno regional ha apoyado política y financieramente desde sus inicios. Una institución que está cumpliendo un papel social, económico, académico, científico y docente imprescindible para el asentamiento de una población cualificada y capacitada .